La costumbre del ‘hanami’ comenzó entre los años 710 y 794.

El florecimiento coincide con el comienzo de la temporada de plantación del arroz, con lo que en el pasado se hacían ofrendas a las divinidades bajo los cerezos para pedir una cosecha abundante.

Actualmente, la primavera marca el comienzo de un nuevo año escolar, universitario y fiscal.

El País

You May Also Like