La moneda mexicana cerró las operaciones de este jueves en terreno negativo, luego de una serie de noticias y comentarios entorno al comercio, el Brexit y la próxima decisión de política monetaria de la Reserva Federal de Estados Unidos.

De acuerdo con datos del Banco de México (Banxico), al cierre de las operaciones, el peso se depreció 0.12 por ciento, 2.40 centavos, que ubican la cotización en 19.1460 unidades.

En ventanillas de Citibanamex, el billete verde se vende en 19.42 pesos, luego de que en la apertura se vendió en 19.37 unidades.

Tras mostrar una moderada apreciación frente al dólar, luego de la publicación de datos económicos en Estados Unidos y México, el peso empezó a presionarse.

El índice Bloomberg que mide la fortaleza del billete verde frente a una canasta de diez divisas se apreció 0.18 por ciento, o 2.14 centavos, a los mil 199 unidades.

Este jueves se dio a conocer que Boris Johnson, primer ministro británico, pedirá al Parlamento realizar elecciones el 12 de diciembre para ‘destrabar’ el Brexit, alegando que es la única manera de superar el impasse.

La nueva fecha dará al Parlamento el tiempo necesario para estudiar su proyecto sobre el Brexit, aseguró Johnson. De aprobar el plan, el Parlamento sesionaría hasta el 6 de noviembre y entraría en receso para la campaña.

Mike Pence, vicepresidente estadounidense criticó las medidas de China contra los manifestantes en Hong Kong al tiempo que pidió un mayor compromiso entre las dos economías más grandes del mundo.

China apunta a comprar al menos 20 mil millones de dólares de productos agrícolas si se firma un acuerdo parcial, dijeron personas familiarizadas con el tema a Bloomberg.

Durante el día también destacaron los comentarios del presidente, Donald Trump, quién volvió a arremeter contra la Reserva Federal, pidiendo más recortes de tasas para estimular la economía estadounidense pocos días antes de la reunión de política monetaria del Fed.

“La Reserva Federal está abandonando sus funciones si no baja la tasa e incluso, idealmente, estimula”, escribió el mandatario a través de su cuenta de Twitter.

En datos económicos, las órdenes de bienes duraderos en Estados Unidos mostraron una contracción mensual de 1.1 por ciento durante septiembre, por encima de los estimados de los analistas que esperaban fuera del 0.7 por ciento; situación que sugiere una demanda más débil de los consumidores.

Los PMI´s manufactureros y de servicios estadounidenses estuvieron en línea con los pronósticos de los analistas y se ubicaron en 51.5 y 51 puntos. Siendo consistentes con una economía que avanza lentamente, por lo que no movieron gran cosas el tipo de cambio.

Los mismo ocurrió con las ventas de viviendas nuevas la cuales mostraron una contracción menor a la que se esperaba, de 0.7 por ciento durante septiembre.

Por separado, en México estuvieron de regreso los datos económicos. El Inegi dio a conocer un par de indicadores, el primero de ellos, la inflación de la primera quincena de octubre, la cual se ubicó en 0.4 por ciento y de manera anual en 3.01 por ciento; en línea con los objetivos del Banco de México.

Mientras que el Indicador Global de la Actividad Económica (IGAE) durante agosto mostró que la actividad económica sigue un ritmo lento. En el mes aumentó 0.1 por ciento y en términos anuales mostró una contracción de 0.4 por ciento.

Durante la sesión también se conoció la decisión de política monetaria del Banco Central Europeo (EBC, por sus siglas en inglés) que decidió mantener sin cambios su postura monetaria, después del agresivo paquete de estímulo anunciado en la reunión previa. Esta fue la última reunión de Mario Draghi al frente del organismo.

El Financiero

You May Also Like