Los espacios públicos de Solidaridad se han favorecido en los últimos tres meses con la siembra de alrededor de dos mil árboles que promotores de proyectos de construcción han donado para mitigar el impacto ambiental.

De acuerdo con José Ángel Durán Désiga, director de Medio Ambiente y Cambio Climático municipal, están todavía a la espera de otros cinco mil árboles, como parte de las exigencias a los desarrolladores para minimizar el impacto ambiental que emiten sus proyectos al ecosistema local.

“Nosotros se lo solicitamos a los desarrolladores como una especie de compensación ambiental, pero por ejemplo en las construcciones grandes que necesiten una Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) en el mismo resolutivo, ya sea la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales o la Secretaría de Ecología y Medio Ambiente les exige realizar actividades de reforestación y muchas veces en beneficio del municipio y nosotros ocupamos esa herramienta”, explicó.

En la pasada administración municipal hubo un estimado de mil ejemplares sembrados, por lo que ya se sobrepasó la meta en el actual ayuntamiento, principalmente los camellones de las avenidas como 28 de Julio, Sian Ka’an, Colosio y de los fraccionamientos que se aglomeran en Villas del Sol han sido beneficiados.

Para la reforestación, la dependencia sigue un mapa de conexión de las áreas verdes con la fauna local, documento emitido por la Asociación Civil Centinelas del Agua.

SIPSE

You May Also Like